Protriptyline

Pediatric Medication

Advertencia

  • Medicamentos como este elevan la posibilidad de tener ideas o acciones suicidas en niños y adultos menores. El riesgo puede ser mayor en las personas que han tenido estas ideas o realizado estas acciones en el pasado. Todas las personas que reciban este medicamento deben recibir vigilancia cuidadosa. Llame al médico de inmediato si sufre signos como depresión, nerviosismo, agitación, mal humor, ataques de pánico, cambios de humor, o acciones que son nuevas o empeoran. Llame al médico de inmediato si tiene algún pensamiento o realiza alguna acción suicida.
  • Este medicamento no está aprobado para utilizarse en niños. Hable con el médico.

¿Para qué se usa este medicamento?

  • Este medicamento se utiliza para tratar la depresión.
  • Se le puede recetar este medicamento al niño por otras razones. Consulte al médico.

¿Qué debo informar al médico ANTES de que mi hijo/hija tome este medicamento?

  • Si su hijo tiene alergia a este medicamento o a alguno de sus componentes.
  • Si su hijo es alérgico a algún medicamento como este o a otros medicamentos, alimentos o sustancias. Informe al médico acerca de la alergia y qué síntomas presentó su hijo, tales como sarpullido; urticaria; picazón; falta de aire; sibilancias; tos; inflamación de la cara, los labios, la lengua o la garganta o cualquier otro síntoma.
  • Si el niño tuvo un ataque cardíaco recientemente.
  • Si su hijo ha tomado ciertos medicamentos para la falta de ánimo (depresión) como isocarboxazida, fenelzina o tranilcipromina, o medicamentos para tratar otros problemas de salud en los últimos 14 días. Tomar este medicamento dentro de los 14 días de haber tomado esos otros medicamentos puede hacer que su presión arterial aumente demasiado.
  • Si su hijo está tomando alguno de estos medicamentos: linezolida o cloruro de metiltioninio.
  • Si su hijo toma cisaprida.

Esta no es una lista de todos los medicamentos o trastornos que pueden interactuar con este medicamento.

Informe al médico y al farmacéutico todos los medicamentos que su hijo toma (sean estos recetados o de venta libre, productos naturales o vitaminas) y de los problemas de salud que padece. Debe verificar que sea seguro para su hijo tomar este medicamento con todos sus otros medicamentos y problemas de salud. No empiece, interrumpa ni modifique la dosis de ningún medicamento que tome su hijo sin consultar antes con el médico.

¿Hay algo que deba saber o hacer mientras mi hijo/hija toma este medicamento?

  • Avise a todos los proveedores de atención médica de su hijo que el niño toma este medicamento. Esto incluye a los médicos, enfermeras, farmacéuticos y dentistas del niño.
  • Si el niño ha estado tomando este medicamento durante varias semanas, consulte al médico antes de suspenderlo. Es posible que deba suspenderlo en forma gradual.
  • El niño debe evitar las tareas o las acciones que requieren un estado de alerta hasta que usted observe cómo este medicamento afecta a su hijo. Estas son actividades como andar en bicicleta, practicar deportes o usar elementos como tijeras, podadoras de césped, motocicletas eléctricas, automóviles de juguete o vehículos motorizados.
  • Para reducir la probabilidad de que su hijo se sienta mareado o pierda la conciencia, haga que se levante lentamente si estuvo sentado o recostado. Haga que su hijo tenga cuidado al subir y bajar escaleras.
  • El alcohol puede interactuar con este medicamento. Asegúrese de que su hijo no beba alcohol.
  • Consulte al médico del niño antes de darle al niño otros medicamentos y productos naturales que puedan retardar sus reacciones.
  • Si el niño es diabético, vigile cuidadosamente el azúcar en la sangre.
  • Informe al médico de su hijo si presenta signos de hiperglucemia o hipoglucemia, tales como aliento con olor a fruta, mareos, respiración acelerada, ritmo cardiaco acelerado, confusión, somnolencia, debilidad, sofocos, dolor de cabeza, aumento de la sed o apetito, orina más frecuente, temblores, o sudoración.
  • Si el niño tiene convulsiones o antecedentes de convulsiones, hable con un proveedor de salud médica.
  • Algunas personas pueden tener mayores probabilidades de padecer problemas en los ojos con este medicamento. Es posible que el médico quiera realizarle al niño un examen de los ojos para ver si tiene una mayor probabilidad de padecer estos problemas. Llame al médico de inmediato si el niño tiene dolor en el ojo, cambios en la vista o hinchazón o enrojecimiento en o alrededor del ojo.
  • Este medicamento puede hacer que su hijo tenga más predisposición a las quemaduras por exposición solar. Tenga cuidado si su hijo estará expuesto al sol. Informe al médico de su hijo si se quema fácilmente al exponerse al sol mientras consume este medicamento.
  • El niño debe tener cuidado con el clima cálido o mientras está activo. El niño debe beber mucho líquido para evitar la deshidratación.

Si su hija está embarazada o amamantando a un bebé:

  • Consulte al médico si su hija está embarazada, queda embarazada o está amamantando a un bebé. Tendrá que hablar acerca de los beneficios y los riesgos de utilizar este medicamento.

¿Cuáles son los efectos secundarios por los que debo llamar al médico de mi hijo/hija de inmediato?

ADVERTENCIA/PRECAUCIÓN: a pesar de que es muy poco frecuente, algunas personas pueden sufrir efectos secundarios muy graves, y en ocasiones mortales, al tomar un medicamento. Si su hijo presenta alguno de los siguientes signos o síntomas que pueden estar relacionados con un efecto secundario muy grave, infórmelo al médico de su hijo o busque ayuda médica de inmediato:

  • Signos de reacción alérgica tales como sarpullido; urticaria; picazón; piel enrojecida, hinchada, con ampollas o descamada, con o sin fiebre; sibilancia; opresión en el pecho o la garganta; problemas para respirar, tragar o hablar; ronquera inusual; o hinchazón de la boca, el rostro, los labios, la lengua o la garganta.
  • Signos de presión arterial alta o baja como dolores de cabeza o mareos muy graves, desmayos o cambios en la visión.
  • Debilidad de 1 lado del cuerpo, dificultad para pensar o hablar, modificaciones en el equilibrio, caída de un lado de la cara o visión borrosa.
  • Confusión.
  • Se siente muy cansado o débil.
  • Pulso que no se siente normal.
  • Fiebre o escalofríos.
  • Convulsiones.
  • Dolor o presión en el pecho, o pulso acelerado.
  • Alucinaciones (ver o escuchar cosas que no están allí).
  • Dificultad para controlar los movimientos del cuerpo.
  • Hematoma o hemorragia sin motivo aparente.
  • Piel u ojos amarillentos.
  • Sudoración excesiva.
  • Zumbido en los oídos.
  • Sensación de ardor, adormecimiento u hormigueo fuera de lo común.
  • Estreñimiento muy grave.
  • Dolor severo de panza.
  • Problemas para orinar.
  • Inflamación.
  • Agrandamiento de los senos.
  • Secreción del pezón.
  • Pérdida del pelo.

Si su hijo es sexualmente activo o puede serlo:

  • Incapacidad de conseguir o mantener una erección.
  • Cambio en el deseo sexual.

¿Qué otros efectos secundarios tiene este medicamento?

Todos los medicamentos pueden tener efectos secundarios. Sin embargo, muchas personas no padecen ningún efecto secundario o padecen solamente efectos secundarios menores. Llame al médico de su hijo o busque ayuda médica si al niño le molesta alguno de estos efectos secundarios o no desaparece:

  • Estreñimiento.
  • Boca seca.
  • Mareos.
  • Náusea o vómito.
  • Pesadillas.
  • Somnolencia.
  • Incapacidad para dormir.
  • Temblor.
  • Se siente cansado o débil.
  • Dolor de cabeza.
  • No tiene apetito.
  • Diarrea o materia fecal blanda.
  • Cambios en la capacidad de percibir sabores.
  • Irritación bucal o úlceras bucales.
  • Cólicos abdominales.
  • Acaloramiento.
  • Aumento o pérdida de peso.

Estos no son todos los efectos secundarios que podrían ocurrir. Si tiene preguntas acerca de los efectos secundarios, llame al médico de su hijo. Llame al médico de su hijo para que le aconseje acerca de los efectos secundarios.

Puede informar los efectos secundarios al organismo de salud de su país.

¿Cuál es la mejor forma de tomarlo?

Administre este medicamento según las instrucciones del médico de su hijo. Lea toda la información que se le brinde. Siga todas las instrucciones con atención.

  • Para sacar el mayor provecho de este medicamento, no permita que el niño se salte ninguna dosis.
  • Siga administrando este medicamento a su hijo según se lo indique el médico u otro proveedor de atención médica, aun si el niño se siente bien.

¿Qué hago si mi hijo/hija olvida tomar una dosis?

  • Administre la dosis que olvidó lo antes posible.
  • Si ya casi es hora de la dosis siguiente, sáltese la dosis faltante y continúe con el horario habitual del niño.
  • No administre 2 dosis simultáneamente ni administre dosis adicionales.

¿Cómo debo guardar y/o desechar este medicamento?

  • Conserve a temperatura ambiente.
  • Proteja de la luz.
  • Mantener en un lugar seco. No conservar en un baño.
  • Guarde los medicamentos en un lugar seguro. Mantenga todo medicamento fuera del alcance de los niños y las mascotas.
  • Deseche los medicamentos sin usar o que hayan expirado. No los tire por el retrete ni los vierta al desagüe a menos que así se lo indiquen. Consulte con el farmacéutico si tiene preguntas sobre la mejor manera de desechar medicamentos. Pueden existir programas de devolución de medicamentos en su área.

Afirmaciones generales

  • Si los síntomas o trastornos de su hijo no mejoran o si empeoran, llame al médico de su hijo.
  • No comparta el medicamento del niño con otras personas ni le de al niño el medicamento de ninguna otra persona.
  • Lleve consigo una lista de todos los medicamentos de su hijo (recetados o de venta libre, productos naturales, vitaminas). Entregue esta lista al médico del niño.
  • Hable con el médico de su hijo antes de administrarle cualquier medicamento nuevo, ya sea uno recetado o de venta libre, productos naturales o vitaminas.
  • Algunos medicamentos pueden tener otro folleto informativo para el paciente. Si tiene alguna pregunta sobre este medicamento, hable con el médico de su hijo, enfermera, farmacéutico u otro proveedor de atención médica.
  • Si cree que ha habido una sobredosis, llame al centro de toxicología local o busque atención médica de inmediato. Prepárese para responder qué se ingirió, qué cantidad y cuándo.

Exención de responsabilidad y uso de la información del consumidor

No se debe utilizar esta información para decidir si se debe tomar este medicamento o cualquier otro. Solamente el proveedor de atención médica tiene el conocimiento y la capacitación para decidir qué medicamentos son adecuados para un paciente específico. Esta información no recomienda ningún medicamento como seguro, eficaz o aprobado para tratar a ningún paciente o enfermedad. Es solamente un breve resumen de información general sobre este medicamento. NO incluye toda la información sobre los usos, las instrucciones, las advertencias, las precauciones, las interacciones, los efectos secundarios o los riegos posibles que podrían aplicarse a este medicamento. Esta información no constituye asesoramiento médico específico y no reemplaza la información que usted recibe de su proveedor de atención médica. Debe hablar con el proveedor de atención médica para obtener información completa sobre los riesgos y los beneficios de tomar este medicamento.

Copyright

© 2018 Wolters Kluwer Clinical Drug Information, Inc. y sus licenciantes y/o afiliados. Todos los derechos reservados.

Última actualización