Leucemia linfocítica aguda (LLA)

Español
Share
Print
Español
Share
Print

La leucemia linfocítica aguda (LLA) es un cáncer poco común. Afecta a aproximadamente 3000 adultos en los Estados Unidos cada año. La incidencia de la enfermedad aumenta con la edad. Es menos frecuente entre mujeres y personas afroamericanas.

En los niños, sin embargo, la leucemia linfocítica aguda es la forma más común de leucemia. Representa alrededor de las tres cuartas partes de los casos de leucemia infantil. Si es un adulto joven que ha sido diagnosticado con leucemia linfocítica aguda, puede recibir los mismos tratamientos que se usan para los niños con leucemia linfocítica aguda.

Obtenga más información sobre la leucemia infantil.

Nuestros médicos hacen muchas pruebas para diagnosticar la LLA. Las pruebas nos permiten comprender aspectos específicos sobre las células de la leucemia que padece. Podemos buscar cambios genéticos, en particular los reordenamientos en los cromosomas. Los cromosomas son cadenas de ADN muy enrolladas. Contienen toda la información que las células necesitan para funcionar normalmente y reproducirse. Los reordenamientos en los cromosomas son comunes en la LLA. Otras pruebas buscan proteínas específicas llamadas antígenos, que aparecen en la superficie de las células leucémicas.

Obtenga más información sobre el diagnóstico de la leucemia.

La quimioterapia y el trasplante de células madre (médula ósea) son los tratamientos convencionales para la LLA que comienza en la edad adulta. El tratamiento que le recomendamos dependerá de las características específicas de la enfermedad. Por ejemplo, si le diagnostican LLA Filadelfia positiva, es posible que reciba terapias dirigidas. También puede recibir una especie de inmunoterapia en la que se entrenan sus propias células inmunitarias para buscar y destruir el cáncer, llamada terapia de células T con CAR.

Obtenga más información sobre el tratamiento de la leucemia linfocítica aguda