Pautas para el cuidado de la piel mientras recibe radioterapia

En este documento se explican las reacciones cutáneas en las que se debe fijar durante la radioterapia, así como el modo de tratarlas.

Reacciones cutáneas provocadas por la radioterapia

Es habitual y previsible que la piel cambie durante la radioterapia. Cada persona reacciona al tratamiento de manera diferente.

El tipo de reacción cutánea que podría presentar depende de lo siguiente:

  • La parte del cuerpo que se esté tratando.
  • El tipo y la dosis de radiación que reciba.

Informe al médico o al enfermero si fuma o si tiene:

  • Hipertensión arterial
  • Diabetes
  • Cualquier enfermedad vascular del colágeno, como artritis reumatoide o dermatomiositis (una enfermedad que causa erupción cutánea y debilidad muscular)
  • Antecedentes de cáncer de piel en la zona que se va a irradiar

Estas enfermedades podrían afectar la cicatrización de las heridas y el volumen de la reacción a la radioterapia.  

Tipos de reacciones cutáneas durante la radioterapia

Es posible que durante la radioterapia la piel adquiera un color rosa o bronceado en el sitio de tratamiento. A medida que el tratamiento continúe, la piel podría adquirir un color rojo brillante o tornarse muy oscura, y podría inflamarse. También es posible que se sienta seca y tirante, produzca comezón y tenga aspecto descamado.

A algunas personas les aparece una erupción cutánea o ampollas en la zona donde reciben la radioterapia. Estas ampollas podrían abrirse y descamarse. Si usted presenta reacciones cutáneas, lo más probable es que alcancen una intensidad máxima hasta 2 semanas después del último tratamiento.   Es posible que deban pasar varias semanas para que la piel mejore después de finalizada la radioterapia.

Mientras reciba el tratamiento, tendrá consultas semanales con el equipo de radiación. Le examinarán la piel y le recomendarán cambios en el cuidado de la piel, si es necesario.  

Volver arriba

Cuidado de la piel durante la radioterapia

Mantenga la piel limpia

  • Báñese o dúchese todos los días con agua tibia y un jabón suave sin perfume, como Neutrogena®, Dove®, jabón para bebé, Basis® o Cetaphil®. Enjuáguese bien la piel y séquela dándose palmaditas con una toalla suave.
  • Al lavarse, hágalo con delicadeza en la piel de la zona tratada. No use ningún paño para lavarse, paño para fregarse, estropajo ni cepillo.
  • Las marcas que le hayan tatuado antes del tratamiento son permanentes y no se quitan con el agua. Es posible que, durante el tratamiento, le hagan otras marcas, como el contorno de la zona de tratamiento, con un marcador violeta. Esas marcas se las puede quitar con aceite mineral en cuanto los radioterapeutas le indiquen que puede hacerlo.
  • No use alcohol ni paños con alcohol en la piel de la zona tratada.

Hidrátese la piel a menudo

  • Comience a usar un producto hidratante cuando inicie el tratamiento. Esto puede ayudar a minimizar las reacciones cutáneas. Puede usar productos hidratantes de venta libre. Al momento de escoger un producto hidratante, decídase por uno que no tenga fragancias ni lanolina. Hay una serie de productos que son buenos, y su enfermero tal vez le sugiera alguno de ellos. Use solo uno a la vez, a menos que el enfermero le indique que use más.
  • Es posible que se le recete un medicamento al comienzo de la radioterapia o durante el tratamiento para tratar la comezón de la piel. Hay una serie de productos que son buenos, y su enfermero tal vez le sugiera alguno de ellos. Use solo uno a la vez, salvo que el enfermero le indique que use más.
  • Aplique el producto hidratante 2 veces al día. El enfermero le indicará si debe hacerlo con mayor o menor frecuencia.
    • Si tiene la radioterapia en la mañana, aplique el producto hidratante:
      • Después del tratamiento
      • Antes de ir a la cama
    • Si tiene la radioterapia en la tarde, aplique el producto hidratante:
      • En la mañana, al menos 4 horas antes del tratamiento
      • Antes de ir a la cama
    • Los fines de semana, aplique el producto hidratante:
      • En la mañana
      • Antes de ir a la cama
  • No aplique productos hidratantes en zonas abiertas de la piel.

Evite irritarse la piel de la zona de tratamiento.

  • Use ropa holgada de algodón sobre la zona tratada.
  • Aplíquese solo las cremas, las lociones o los productos hidratantes que le recomiende el médico o el enfermero.
  • No use maquillaje, perfumes, polvos ni loción para después de afeitarse en la zona tratada.
  • Puede usar desodorante sobre la piel intacta en la zona tratada. Deje de usarlo si se le irrita la piel.
  • No afeite la piel tratada. Si debe afeitarse, use una máquina de afeitar eléctrica y deténgase si la piel se le irrita.
  • No coloque ninguna cinta sobre la piel tratada.
  • No permita que la piel tratada entre en contacto con temperaturas extremadamente altas o bajas. Eso incluye bañeras de hidromasaje, bolsas de agua, compresas calientes y compresas de hielo.
  • No coloque ningún parche en la zona tratada, ni siquiera parches para el dolor.
  • Si tiene comezón en la piel, no se la rasque. Pida al enfermero que le recomiende cómo aliviar la comezón.
  • Si no tiene ninguna reacción cutánea durante el tratamiento, puede nadar en una piscina con agua con cloro. Sin embargo, asegúrese de enjuagarse el cloro inmediatamente después de salir de la piscina.
  • Evite broncearse o quemarse la piel durante y después de finalizar el tratamiento. Si va a exponerse al sol, use un bloqueador solar sin ácido paraminobenzoico (PABA), con un factor de protección solar (FPS) de 30 o superior. También use ropa holgada que le cubra en la mayor medida posible.
Volver arriba

Llame al médico o enfermero si tiene:

  • Una temperatura de 100.4 °F (38 °C) o superior
  • Escalofríos
  • Aumento del dolor o las molestias
  • Aumento del enrojecimiento o la inflamación, o si la piel se siente dura o caliente al tacto
  • Una erupción cutánea o ampollas en la piel de la zona tratada
  • Secreción de la piel en la zona tratada
  • Nuevas zonas abiertas o cambios en la piel
  • Cualquier otro síntoma o problema nuevo
Volver arriba