Laparoscopia de diagnóstico

En esta información se describe la laparoscopia de diagnóstico.

Volver al principio

Información sobre la laparoscopia de diagnóstico

Durante su laparoscopia de diagnóstico, su médico llenará el abdomen (vientre) con gas y usará un laparoscopio (cámara de video larga y delgada) y herramientas quirúrgicas para observar los órganos en el abdomen o la pelvis (véase la figura 1).

Una laparoscopia de diagnóstico es un procedimiento de invasión mínima. Esto significa que, en lugar de hacer una incisión grande (corte quirúrgico), su médico hará varias incisiones pequeñas para insertar la cámara y las herramientas.

Figura 1. El abdomen durante una laparoscopia de diagnóstico

Figura 1. El abdomen durante una laparoscopia de diagnóstico

Una laparoscopia de diagnóstico le permite a su médico:

  • Ver los órganos
  • Ver si algo tiene aspecto anormal
  • Tomar biopsias (muestras de tejido)
  • Tomar muestras de células
  • Hacer otros procedimientos

Someterse a una laparoscopia en lugar de un procedimiento tradicional (abierto) significa que puede tener menos dolor y sangrado después de su procedimiento. Las personas que se someten a una laparoscopia generalmente pueden irse a casa antes y volver a sus actividades habituales más rápidamente que las personas que tienen un procedimiento abierto. La mayoría de las personas que se someten a una laparoscopia pueden comenzar a caminar, comer y beber dentro de las 24 horas de su procedimiento.

Su laparoscopia se puede realizar como paciente hospitalizado (internado en el hospital), o se puede realizar a través de un procedimiento como paciente ambulatorio. Si le realizan un procedimiento como paciente ambulatorio, es posible que se vaya a casa el mismo día.

Volver al principio

Antes de su laparoscopia

Su enfermero le dará un recurso que le indicará cómo prepararse para su procedimiento. Su enfermero y su médico también le darán más información específica sobre su procedimiento.

Si vuelve a casa el día de su procedimiento, usted necesitará organizar que alguien lo lleve a casa. Estará somnoliento por la anestesia (medicamento que le hará dormir durante su procedimiento) durante algunas horas después de su procedimiento. Si no tiene a nadie que le lleve a casa, dígaselo a su enfermero.

Use o traiga ropa cómoda y holgada para volver a casa. Después de su procedimiento, el abdomen puede estar un poco hinchado o dolorido.

Volver al principio

Durante su laparoscopia

Le llevarán al quirófano y le ayudarán a ubicarse en la mesa de operaciones. Su anestesiólogo (médico o enfermero especializado que le administrará anestesia) colocará una vía intravenosa (IV) en una vena, generalmente en el brazo o la mano. Por el tubo IV se le administrarán fluidos y anestesia durante el procedimiento. Su anestesiólogo también le controlará la frecuencia cardíaca y la respiración durante todo su procedimiento.

Una vez que esté dormido, le colocarán un catéter (sonda delgada y flexible) en la vejiga para drenar la orina. Es posible que también le coloquen una sonda a través de la nariz o la boca hacia el estómago para drenar su contenido. En general, se los quitarán en el quirófano antes de que se despierte.

Su médico comenzará haciendo una pequeña incisión cerca del ombligo. Le colocarán una sonda puntiaguda a través de esta incisión, dentro del abdomen. Luego, colocarán gas de dióxido de carbono en el abdomen a través de esta sonda. El gas empujará la pared del abdomen y hará que los órganos se alejen unos de otros. Esto hace espacio adicional en el abdomen para que su médico tenga espacio para ver y mover las herramientas quirúrgicas (véase la figura 1).

Luego, su médico realizará otra pequeña incisión y colocará una pequeña cámara de video a través de la incisión, dentro del abdomen. La cámara de video está en el extremo de una herramienta quirúrgica larga y delgada. Mostrará una imagen grande de los órganos en una pantalla de televisión para que su médico pueda ver el interior del abdomen.

Si necesita una biopsia u otros procedimientos durante su laparoscopia, su médico hará más incisiones pequeñas. Cada incisión medirá unos 5 a 12 milímetros, o entre el tamaño de un borrador de lápiz y el extremo de una batería AAA.

Es posible que su médico realice el procedimiento con un dispositivo robótico. Esto se llama laparoscopia robótica. El dispositivo robótico sostiene la cámara y otras herramientas quirúrgicas. Su médico lo controla para ayudar con movimientos quirúrgicos precisos.

Cuando termine la laparoscopia, se liberará el dióxido de carbono del abdomen. Su médico cerrará sus incisiones con suturas (puntos), Dermabond® (pegamento para la piel) o Steri-Strips (cinta quirúrgica).

Volver al principio

Después de su laparoscopia

Cuando se despierte, estará en la Unidad de Recuperación Postanestésica (PACU). Un enfermero le controlará de cerca y le revisará con frecuencia. Cuando esté completamente despierto, será trasladado a su cuarto de hospital o le darán el alta.

Antes de salir del hospital, su enfermero le dará instrucciones sobre el control del dolor, la dieta, las actividades y cómo cuidar de sus incisiones.

 

Las siguientes son instrucciones generales que deberá seguir después de su laparoscopia. Si el médico o el enfermero le dieron instrucciones diferentes de las que se mencionan a continuación, siga las instrucciones que ellos le hayan dado.

  • Descanse el día de su procedimiento. Estará somnoliento por la anestesia.
  • No consuma bebidas alcohólicas por 24 horas después de su procedimiento.
  • No conduzca un automóvil durante 24 horas después de su procedimiento.
  • No se duche por 24 horas después de su procedimiento.
  • Unas 24 horas después de su procedimiento, puede volver lentamente a sus actividades habituales, dependiendo de cómo se sienta.
  • Evite la actividad extenuante (por ejemplo, levantar objetos que pesen más de 10 libras (4.5 kilogramos)) durante al menos 1 semana después de su procedimiento.

Si aún no tiene una cita de seguimiento programada, llame al consultorio de su médico para programar una.

Cómo hacer frente al dolor

El dolor después de una laparoscopia es diferente para todos. Muchas personas tienen dolor en el hombro, que es un efecto secundario común de expandir el abdomen. Esto puede variar de leve a intenso y puede durar de 7 a 10 días. El dolor de las incisiones suele ser leve y puede durar varios días.

Su médico o su enfermero le dirá qué medicamentos puede tomar para controlar el dolor.

Cuidado de las incisiones

Puede quitar las tiritas que cubren sus incisiones 24 horas después de su laparoscopia. No es necesario reemplazarlas. Puede ducharse después de quitarse las tiritas. Dejar sus incisiones expuestas al aire las ayudará a cicatrizar.

Si tiene Steri-Strips o Dermabond sobre su incisión, se caerá sola en 7 a 10 días. Si tiene puntos, deberían disolverse solos.

 
Volver al principio

Llame a su médico o enfermero si tiene:

  • Temperatura de 101 °F (38.3 °C) o superior
  • Dolor que no desaparece con medicamentos
  • Enrojecimiento alrededor o drenaje de sus incisiones
  • Abotagamiento o hinchazón intensos en el abdomen
Volver al principio

Otros recursos

Volver al principio

Díganos qué piensa

Díganos qué piensa

Sus opiniones nos ayudarán a mejorar la información que brindamos a los pacientes y cuidadores.

Questions En cierto modo No

Última actualización