Indicios y síntomas del cáncer de recto

Indicios y síntomas del cáncer de recto

Español
Share
Print
Español
Share
Print

El cáncer de recto puede ser difícil de detectar ya que es posible que solo sientas algunos síntomas leves o tal vez ninguno. Cuando llegas al punto de sentirlos, el cáncer puede estar en un estadio más avanzado. Es por esta razón que, dependiendo de tu edad, antecedentes familiares y otros factores de riesgo, recomendamos que te hagas pruebas para detectar el cáncer colorrectal con regularidad.

Estamos aquí para ti.

Comunícate con un Consejero de Cuidados al 800-525-2225

Programar citas en linea

Estos síntomas no se deberían ignorar ya que pueden ser indicios de cáncer de recto:

  • hemorragia rectal o sangre en las heces
  • cambio en los hábitos intestinales, inclusive diarrea, estreñimiento o heces estrechas que duran más de unos días
  • dolor o calambres abdominales sin causa aparente
  • necesidad persistente de defecar que no desaparece aun después de ir al baño
  • fatiga y debilidad sin motivo aparente
  • pérdida de peso involuntaria
  • diagnóstico de anemia

Comunícate con tu médico si cualquiera de estos problemas es grave o si continúan por más tiempo de lo que deberían.

Si se presenta hemorragia rectal o sangre en las heces, díselo a tu médico lo antes posible.

¿Los síntomas del cáncer de recto son diferentes en las mujeres? 

Los indicios iniciales del cáncer de recto generalmente son los mismos para mujeres y hombres. Sin embargo, las mujeres premenopáusicas deberían prestar atención y no confundir los síntomas del cáncer de recto con problemas menstruales. Habla con tu médico si tienes inquietudes, especialmente sobre la distensión abdominal que no desaparece o que sucede acompañada de una pérdida repentina de peso.

Indicios y síntomas de cáncer de recto en personas menores de 45 años

Si tienes menos de 45 años y no te han realizado una prueba para detectar el cáncer colorrectal, es muy importante que no ignores estos síntomas. En la actualidad, se recomienda que las pruebas de detección comiencen a los 45 años. En los últimos años, un inquietante aumento en los casos de cáncer colorrectal se ha visto en jóvenes que están en sus 20 y 30 años de edad y no tienen antecedentes familiares de la enfermedad o factores típicos de riesgo. 

Si eres menor de 45 años y tienes síntomas preocupantes, consulta con tu médico para saber si la prueba de detección es adecuada para ti.

Obtén más información sobre el cáncer de recto antes de los 50 años.